Beneficios de la Terapia Online

Beneficios de la Terapia Online

Beneficios de la Terapia Online

¿Tiene tantos beneficios la terapia online como la presencial? Pese a su impresionante aumento a raíz de los confinamientos en la mayoría de países durante 2020 y 2021, la modalidad de terapia online todavía no convence a todo el mundo, terapeutas incluidos.

Así es. Pese a haberse probado la eficacia de la terapia online, hay quienes todavía no confían del todo en que la “teleterapia” funcione igual de bien que la presencial. No solamente personas que desearían acudir a terapia, sino también los propios terapeutas que ven la terapia en línea como más fría y, por ello, menos efectiva. Prefieren el contacto cercano con sus clientes o pacientes.

Si estás planteándote acudir a un terapeuta por algún motivo, aquí te expongo una serie de ventajas de la terapia online (y también alguna que otra desventaja en comparación con la presencial) para que tengas más información sobre la que poder basar tu decisión.

Como es lógico, aquí hablaré de cualquier tipo de terapia que no requiera la presencia física del cliente o paciente. Hay muchos tipos de terapias como el Reiki o la fisioterapia que, evidentemente, no se pueden llevar a cabo de forma telemática.

Beneficios principales de la Terapia Online

Creo que la elección de una u otra modalidad (en línea vs presencial) va mucho en la forma de ser de cada persona, de su estilo de vida, e incluso de sus opiniones acerca de las nuevas tecnologías o de su manejo de las mismas.

Por ejemplo, en el caso de una persona dispuesta a realizar un proceso de terapia de forma telemática, pero que indica al terapeuta que ignora cosas esenciales para poder llevarla a cabo, creo que el terapeuta está en la obligación de ayudar todo lo que pueda a esa persona a la hora de eliminar esas barreras (por ejemplo, instalar la plataforma de videoconferencia, accesorios de audio y vídeo, etc.).

Beneficio 1: La terapia online, accesible para todos

He puesto este como primer beneficio de la terapia online porque, en mi opinión, es la ventaja más importante. Que la terapia online sea accesible a personas que, de no existir esta modalidad, no podrían acceder a la terapia, me parece el beneficio más significativo.

Personas limitadas por alguna discapacidad, personas con dificultades de movimiento, personas confinadas en su hogar, mayores, … Gracias a internet, plataformas de tele y videoconferencia, y a los terapeutas que ofrecen sus servicios de forma telemática, todas estas personas hoy día tienen la opción de acudir a terapia, que se convierte en la mejor alternativa a la terapia presencial.

Beneficio adicional: accesible en áreas remotas

Además de que la terapia online puede llegar a personas con movilidad reducida etc., como acabo de decir, también hay que considerar las áreas remotas y menos accesibles. En España tenemos mucha población que vive en áreas de difícil acceso o de un tamaño tan pequeño que no cuentan con servicios de salud cercanos, mucho menos con terapeutas de todo tipo. La terapia online se ha “ventilado” también este inconveniente de un plumazo.

Beneficio 2: Ahorrarás tiempo

Tal vez este es el beneficio principal de la terapia online para la mayoría. El tiempo que te ahorras en el camino (de ida y vuelta).

Si tienes la suerte de contar con un buen terapeuta al lado de tu casa, tal vez ni tengas que plantearte la opción de la terapia en línea.

Sin embargo, la mayoría no tenemos un buen terapeuta cerca. Si nos recomiendan alguno, la mayoría de las veces tendremos que desplazarnos, bien desde casa o desde el trabajo, con la pérdida de tiempo que ello implica.

Con la terapia online nos ahorramos todo ese tiempo de desplazamiento. Y con lo valioso que es nuestro tiempo en los tiempos que corren… creo que es uno de los mayores beneficios de contar con un terapeuta online.

Beneficio adicional del ahorro de tiempo: Dedicarás más tiempo a ti

Además de lo anterior, contar con ese tiempo extra puede suponer la diferencia entre dedicarnos un poco más de tiempo a nosotros mismos o no.

Beneficio adicional: Flexibilidad y conveniencia de horarios

No solo lo anterior, sino la flexibilidad y conveniencia de los horarios cuando contratamos servicios terapéuticos por medios telemáticos. Me refiero a que, si nos podemos conectar prácticamente desde donde queramos, siempre tendremos más opciones de horarios que sean más convenientes para nuestras actividades habituales.

Beneficio adicional: Contribuye a la conciliación personal, familiar y laboral.

La suma de ahorrar tiempo, la flexibilidad y conveniencia de los horarios, y el hecho de poder dedicarte un poquito más de tiempo a ti mismo, da como resultado que podrás conciliar mejor tu vida personal, familiar y laboral. El equilibrio en estos aspectos es muy importante para que podamos ser capaces de mantener una armonía y bienestar en nuestras vidas.

Beneficio adicional: Comodidad

Asistir a tu sesión de terapia online desde la comodidad de tu casa es un beneficio claro. Puedes acomodarte en un sofá, servirte un refresco o incluso “presentarte” en pijama. La comodidad es una gran ventaja de esta modalidad.

Beneficio 3: La terapia online no tiene límites geográficos

Si sumamos el beneficio 1 más el 2, nos da esta tercera gran ventaja de la teleterapia (así se denomina también en algunos círculos). Y es que, al no contar con un buen especialista cercano y realizar una búsqueda en internet, no necesitamos que nuestro terapeuta se encuentre ni siquiera en nuestro mismo país.

Eliminamos todo tipo de barreras geográficas gracias a tener servicios de terapia online en cualquier lugar del mundo, en cualquier idioma, a cualquier hora. Aun viviendo en las áreas más remotas, con tal contemos con una conexión a internet y una plataforma de videoconferencia como Skype, Zoom o Google Meet, no tenemos límites para nuestro proceso terapéutico.

Lectura recomendada: en el siguiente enlace te explico cómo surge y en qué consiste la Terapia con Alma que ejerzo.

Beneficio 4: ¿Algo más económico?

Aunque no debemos dar por hecho ni esperar que la terapia online sea más económica que la presencial, puesto que es igual de efectiva, sí que me parece que es posible (y tal vez incluso esperable en el futuro) que los profesionales que se dedican cada vez más y más a la terapia por videoconferencia terminen abaratando precios pues los costes también serán menores.

Beneficio 5: Menos prejuicios, más anonimato

Acudir a sesiones o procesos de terapia online puede dar cierta seguridad a personas que prefieren no pregonar a los cuatro vientos que están yendo a un terapeuta. Todavía sigue habiendo prejuicios respecto a este tema y lo cierto es que no es necesario tener un diagnóstico clínico para acudir a estos profesionales para beneficiarse de la terapia.

Muchas personas acuden a un terapeuta simplemente para mejorar su bienestar emocional, para aprender más sobre sí mismos, o para encontrar objetivos que les ayuden a autorrealizarse, por poner solamente unos ejemplos. La terapia online es una vía fácil y cómoda para empezar.

En el siguiente post te doy algunas pautas para que puedas elegir mejor un buen terapeuta online.

Beneficio 6: Entorno conocido e intimidad

Hay personas que, cuando se trata de abrirse y expresar lo que sienten, se encuentran mejor haciéndolo en un entorno conocido como puede ser su propia casa o su despacho. La intimidad de su propio hogar les aporta una seguridad y tranquilidad que no sienten en un despacho o consulta del psicoterapeuta. Para estas personas, este es uno de los mayores beneficios de la terapia online.

Beneficio 7: Mejor y mayor selección de profesionales

Es posible que yo tenga a un terapeuta a menos de dos minutos de donde yo vivo. Pero, su especialidad ¿es el tipo de terapia que yo necesito o estoy buscando? Tal vez no.

Se ha observado un incremento enorme en las especialidades de terapia y psicoterapia en las últimas décadas. Antes se iba al psicólogo y punto. No se buscaban especialistas en adolescentes o en ansiedad o en autoestima. Hoy día, los profesionales de cualquier tipo de terapia se suelen especializar en algún campo o en algún tipo de personas, bien sea por edades, profesiones, etc.

Así, podemos buscar en Google “terapia nutricional”, “terapia adicciones”, o “terapia de pareja”, y el buscador nos presentará miles de resultados, tanto de nuestra localidad como de nuestro país y de otros de habla hispana.

De ahí que con la terapia online multipliquemos nuestras opciones de elección. Y no solo de forma cuantitativa, sino cualitativa. En otros tiempos, tendríamos que conformarnos con un psicólogo o terapeuta genérico.

Además, por lo general, los profesionales nos ofrecen la posibilidad de hablar con ellos antes de acudir a una sesión como tal, de forma que podemos percibir si “congeniamos” o “conectamos” bien con el terapeuta que nos va a tratar.

Contacta conmigo a través del formulario para consultarme lo que necesites sobre las sesiones que ofrezco, o para solicitar una pequeña sesión gratuita y sin compromiso.

Beneficio 8: Continuidad

Hay ocasiones en que las personas que asisten regularmente a un proceso de terapia presencial necesitan tener algunas sesiones, o el resto del proceso, por medios telemáticos por diferentes motivos, generalmente relacionados con desplazamientos alejados de la consulta del terapeuta (mudarse, vacaciones…) o con reducción de la movilidad, como estar de baja por una pierna rota.

En su día, estos casos fueron en parte el desencadenante de la modalidad de terapia online, al igual que la crisis sanitaria debido al coronavirus la hizo aumentar exponencialmente durante el 2020.

Beneficio 9: Formas diferentes de comunicación

He conocido a personas que prefieren expresarse por escrito, o que en sus sesiones prefieren no usar la cámara web. Incluso he conocido a personas que en ciertos temas prefieren contestarme por el chat del Skype. La terapia online ofrece esas posibilidades tecnológicas y, para mucha gente, es un alivio. Si la persona prefiere enviarme un email porque no se ve capaz de verbalizar una situación, o prefiere no ser visible, sino que solo nos oigamos, la terapia online es la modalidad idónea.

Te recomiendo como lectura adicional mi post sobre la eficacia de la terapia online.

Algunas Desventajas de la Terapia Online

La verdad es que no encuentro demasiadas desventajas de la terapia online como tal. Como ya he comentado en varias ocasiones (y tienes un enlace arriba que amplia esa información), la terapia online es igual de eficaz que la presencial. Pero sí es cierto que algún que otro menoscabo, tiene. A mí solo se me ocurren estos tres:

Desventaja 1: El lenguaje corporal

Ciertamente, el lenguaje corporal es más difícil de observar en una sesión de terapia online, está clarísimo. Sin embargo, no debemos pasar por alto que el lenguaje facial o el de las manos y otros gestos, son los más reveladores. Igualmente, tampoco debemos pasar por alto que la percepción de estos gestos a través de una cámara web siempre será distinta, menos íntima y real que un contacto y relación cara a cara. La persona que acude a terapia también puede preferir ese contacto cara a cara por aquello de la intuición.

Creo que este es el principal impedimento tanto para los terapeutas defensores a ultranza de la modalidad presencial, como para muchas personas que acuden o desean acudir a terapia personalmente.

Desventaja 2: No adecuada para determinados tratamientos o enfermedades

Así es. Para ciertos tratamientos, sobre todo si se trata de enfermedades psiquiátricas o dolencias severas, la terapia online puede no ser la modalidad más adecuada. En estos casos, te recomiendo que acudas a tu médico de cabecera y lo consultes con él o ella, o consulta tu caso particular con un terapeuta de confianza.

Desventaja 3: Fallos de la tecnología

Conectarse a una red de internet siempre implica tener que depender de muchos factores que pueden fallar. Puede fallar el mismo dispositivo, la conexión a internet, la plataforma de video que se emplee, etc.

Una recomendación final

Si quieres un servicio de psicoterapia de calidad, lo mejor es que trates de encontrar a un especialista con varios años de experiencia y con la habilidad necesaria para darte cobertura en el caso de no poder asistir presencialmente a la consulta.

Hoy día puedes encontrar terapeutas online que combinan la experiencia de haber ejercido durante décadas, con conocimientos especializados en temas concretos, y con la posibilidad de realizar terapia online.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.